Hoy hemos contado para nuestra sesión de de FTF en Torre Juana OST con Elena Llorca que nos ha dado una interesante charla sobre las fake news y cómo el uso de las tecnologías disruptivas son imprescindibles en la lucha contra la desinformación.

Elena, que pertenece al equipo de Lucentia Lab, está realizando está llevando a cabo una investigación que tiene por objetivo ayudar a un mejor conocimiento del impacto social de la desinformación a través del estudio de las denominadas “fake news” y de cómo las personas reciben los mensajes falsos, los procesan e incluso se involucran en su difusión.

Resumen de la sesión

Una “fake new” o noticia falsa es una noticia con apariencia de noticia real que se difunde con el objetivo deliberada de engañar. El objetivo puede ser económico – ganar dinero con ellas – o bien puede tener un objetivo ideológico, influir en la opinión pública sobre determinado tema para favorecer una línea ideológica.

La comisión Europea define una noticia falsa como “cualquier forma de información falsa, inexacta o engañosa diseñada, presentada o promocionada para causar intencionalmente daño al público o con fines de lucro”

Las noticias falsas no son un fenómeno nuevo pero sí lo son las dimensiones de su alcance y propagación. Lo que antes quedaba reducido a un círculo de amigos o vecinos con la llegada de las redes sociales adquiere difusión mundial en muy poco tiempo.

¿Quién fabrica y/o difunde noticias falsas?

• Ciudadanos motivados ideológicamente
• Ciudadanos preocupados a los que les llega información que cuadra con sus miedos
• Creadores de fake news profesionales que ganan dinero monetizando las visitas a esas páginas
• Medios digitales que necesitan visitas
• Organizaciones políticas que pretenden desestabilizar al “enemigo”
• Otros

¿Por qué debemos preocuparnos?

Según Julian King, Comisario Europeo de Seguridad “La difusión de desinformación deliberada y noticias falsas para influir y manipular el comportamiento es una amenaza real para la cohesión y la estabilidad de nuestras sociedades y para nuestras instituciones democráticas”,

A pesar de que cada vez la gente toma más conciencia de que hay un problema con este tipo de información no es fácil identificarlas.

Gobiernos e instituciones están intentando combatirlas y se están creando grupos de expertos de alto nivel sobre desinformación y noticias falsas, programas de lucha contra la desinformación…La UE ha puesto en marcha iniciativas y programas para concienciar a todos los europeos a través de campañas de sensibilización y apoyar la creación de grupos independientes de verificadores de información.

Grandes empresas como Google, Facebook, Twitter se han unido a la iniciativa Credibility Coalition para crear mejores estándares para el contenido en línea a través de una investigación rigurosa y formular aplicaciones inteligentes de estos resultados, comprometiéndose a reforzar la transparencia en la publicidad política y a tomar más medidas para la detección y bloqueo de las cuentas fraudulentas y bots. 

Empresas vinculadas al sector medios han creado Newtral periodismo a través del fact-checking (verificación de datos) con una línea de investigación basada en los protocolos de Inteligencia Artificial.

Otras iniciativas son Avaaz, Change.org, Maldito Bulo

¿Cómo combatimos la desinformación?

Sin alfabetización mediática y educación digital en todos los ámbitos de la sociedad será imposible combatir la desinformación presente y futura y este es uno de los retos en los que la mayoría de estas iniciativas anteriores coinciden. También se está planteando si es necesario la necesidad de un nuevo marco regulatorio, o si es mejor no intervenir en el fenómeno, y dejar que el “mercado” de noticias falsas se regule por sí mismo….

¿Quién es imprescindible en esta batalla?

La batalla de las “fake news” es algo que se está librando en el mundo digital y todas esas acciones están dejando una huella digital que se puede intentar combatir con la aplicación de tecnologías digitales avanzadas como el Big Data, el procesamiento del lenguaje natural, las redes neuronales, machine learning, deep learning y la colaboración de expertos en los temas que se difunden.

¿Qué podemos hacer nosotros?

Según un estudio de la UCM el 86% de los españoles tienen dificultades para distinguir una noticia falsa de una verdadera. Si nos preguntan todos nos creemos capaces de identificar las noticias falsas, pero en realidad no lo somos ya que lo habitual es que no contrastemos la información que nos llega, nuestro cerebro busca información que nos reafirme nuestras creencias y opiniones y tendemos a dar por ciertas las noticias que están de acuerdo con nuestra forma de pensar o nuestros gustos y a dar por falsas las demás.

Es importante que los ciudadanos tomemos conciencia y cuándo nos llega alguna información no difundirla de forma impulsiva e intentar contrastarla en la medida de nuestras posibilidades y las herramientas disponibles.

Sobre Elena Llorca

Elena es coordinadora de proyectos en Lucentia LAB. Imparte clases en los grados de Derecho y Criminología, y en el Master en Innovación Social de la UA. Como Socióloga, ha trabajado desde siempre en el sector TIC, tanto  en el ámbito privado y en el público, destaca su etapa como Directora del Observatorio TIC de la Comunidad Valenciana (OVSI), donde se dedicaban especialmente a la medición del impacto de las tecnologías en la sociedad, las empresas o los gobiernos.

Sobre Friday Tech Fever en Torre Juana

Todos los Viernes de 14 a 16 horas la Comunidad de TJ – Open Space Technology celebraremos un «Friday Tech Fever» donde expertos internos y externos comparten conocimientos y fomentan la creación de una comunidad tecnológica y el trabajo colaborativo.

Las sesiones pueden adoptar diversos formatos flexibles abiertos en su mayoría.

Ver Friday Tech Fever para anteriores y próximos FTFs.