El martes 24 de noviembre organizamos junto a Loom House el webinar Supercities. La inteligencia del Territorio con la participación de Alfonso Vegara.

Extractos de la sesión y el diálogo mantenido entre Alfonso Vegara y Andrés Pedreño en la sesión:

Alfonso Vegara compartió con los asistentes algunas de las experiencias en las que el equipo de Fundación Metropoli está trabajando a nivel internacional en lo referente a diseño del territorio.

«Cada vez veo más intersección entre el mundo de las ciudades, el territorio en general y la tecnología, creo que ese diálogo está por descubrir, de forma muy superficial se ha asociado a smart cities y hay ciertas capas de tecnología pero la integración entre el diseño físico y el mundo digital tiene un campo de oportunidades fascinante «.

«La palabra super ciudad para mí no hace referencia a una ciudad grande sino que viene de super inteligencia, y viene de la combinación de la inteligencia humana y la inteligencia artificial. La inteligencia humana tiene que ver con el hecho de tener visión, liderazgo, la capacidad ética para impulsar la transformar las ciudades y la inteligencia artificial que viene dada por la tecnología, el software, etc. Las super ciudades son aquellos lugares capaces de integrar los dos conceptos».

«Nunca antes en la historia de la humanidad las ciudades habían crecido a un ritmo tan rápido, es una etapa fascinante y un reto increíble, gran parte de los retos de la humanidad se pueden resolver y acometer a la escala de las ciudades y esto es una responsabilidad enorme para lo que significa el gobierno de las ciudades».

«Otro factor importante a tener en cuenta en el crecimiento de las ciudades es la importancia creciente de las ciudades de tamaño medio, en menos de 20 años, las ciudades de tamaño medio van a pasar de representar el 11% de la economía mundial a representar el 37% de la economía mundial y este es un reto importante porque las ciudades medias aunque van a tener una importancia creciente, tienen un problema y es la falta de masa crítica para tener por ejemplo infraestructuras de conectividad internacional, tener un sistema financiero diversificado o tener una oferta docente de alto perfil rica y variada porque el tamaño demográfico y económico de las ciudades tiene mucho que ver con estas cualidades. A las ciudades medias les falta masa crítica para tener el magnetismo que permite atraer a las clases creativas y estimular la innovación, por eso es importante que las ciudades medias para poder ser relevantes en la economía global superen ese problema de la masa crítica juntándose unas con otras y creando sistemas urbanos o diamantes territoriales».

«En investigaciones de la Fundación Metrópoli en Europa, identificamos una diagonal europea entre Lisboa, Madrid, Barcelona, Marsella, Milán..Que configuran diamantes territoriales, estructuras policéntricas que son las que permiten inspirar las infraestructuras del futuro, trenes de alta velocidad, puertos, aeropuertos… Para crear un territorio o una ciudad inteligente no sirve pensar sólo dentro de la ciudad, tenemos que pensar también en las complementariedades estratégicas».

«En Alicante sería muy interesante que la ciudad evolucione, especialmente desde lo que es el ámbito del aeropuerto y el puerto de Alicante, y crear un espacio de excelencia, un lugar muy especial, donde se pueda atraer talento que puedan vivir en un entorno con precios razonables y de mucha calidad y eso pueda estimular la creatividad, la generación de nuevas empresas etc. Cada vez más el apostar por la calidad de vida en las ciudades es una de las estrategias para fomentar la innovación».

——————————

Andrés Pedreño preguntó a Alfonso Vegara si podía definir algunos criterios sensatos y basados en su experiencia para poder definir con éxito un ecosistema digital.

Cuando hablo de inteligencia del territorio hablo de los atributos que puede tener un territorio para ser incentivador de estos ecosistemas de innovación. Yo creo que las claves son las personas, la gente formada y entusiasta que de alguna manera cambia el mundo. ¿Cómo podemos desde un territorio hacer política para que emerja un ecosistema de innovación?

Una primera reflexión es que ninguna experiencia exitosa dada en un territorio puede ser directamente transplantada a otro, porque el territorio es muy rico y variado y tiene sus peculiaridades. Nos hemos dado cuenta que los territorios que tienen éxito a nivel internacional son aquellos que saben descubrir su propia identidad, que saben descubrir sus componentes de excelencia, es decir aquello que les hace únicos y que además han sabido alcanzar un consenso con respecto a un perfil inteligente de futuro, son ciudades que han sabido conectar lo que les hace únicos y han conseguido crear un clúster de excelencia que les ha inspirado sus políticas de futuro, esto les ha permitido marcar las directrices para saber cuál es su perfil diferencial dentro del escenario internacional.

Hoy día la base de la economía del conocimiento es el talento, y la gran batalla de los territorios para conseguir crear ecosistemas de innovación es formar a la gente, mantenerla en el territorio y atraer a talento e iniciativas de fuera. Atraer «supertalento», si se consigue atraer a los mejores profesionales en su campo, actuarán como un imán y otros profesionales y talentos estarán interesados en unirse a ellos.

Si somos capaces de crear lugares donde a la gente le guste vivir, seremos capaces de atraer talento, la creación de espacios atractivos para vivir y trabajar es fundamental para atraer ecosistemas de innovación.

Los centros educativos van a seguir siendo fundamentales como lo fueron para la transformación de EEUU y hay otras .

Andrés Pedreño: Un pequeño país como España donde cada comunidad autónoma quiere tener un pequeño ecosistema de innovación, en el que hay un pequeño espectro muy fragmentado y variopinto de propuestas regionales, y lo mismo sucede con los ecosistemas europeos…¿Tiene alguno de estos espacios posibilidades de hacer un espacio de referencia potente que pueda competir a nivel mundial?

A esta pregunta han intentado dar respuesta muchas iniciativa a nivel internacional y han surgido toda una generación de índices de competitividad, nosotros hemos identificado unos 300 índices de competitividad que tratan de medir las ciudades que mejor funcionan utilizando ciertas variables, si las variables que usamos son económicas casi siempre aparece Nueva York, Tokio, Londres, a veces París como elementos de referencia, pero cuando empiezas a medir otros factores como la calidad de vida o temas ambientales aparecen las ciudades medias europeas en los primeros puestos, Viena, Zurich, Copenhague, incluso Bilbao…Europa es una red de ciudades medias muy potente con un sistema de conexión de alta velocidad muy eficiente y la calidad de vida es un factor bastante persistente, obviamente Asia está creciendo mucho y la calidad de vida de las ciudades asiáticas no es la calidad de las ciudades medias de Europa. Yo creo que no hay un regla general para saber cuáles son los ganadores o perdedores en materia de las ciudades, hay ciudades que funcionan muy bien en zonas que en teoría tienen poco desarrollo, como por ejemplo Medellín que hoy es un gran referente de urbanismo social.

Este es un tema muy complejo pero un elemento que desde mi punto de vista es fundamental es que una ciudad o un territorio tiene que ser capaz de definir un proyecto inteligente de futuro consensuado y basado en los factores únicos y la singularidad del territorio, sólo así se pueden conseguir resultados muy potentes en poco tiempo.

Alfonso Vegara preguntó a Andrés Pedreño por su visión de Alicante y el diálogo tecnología y ciudad

En palabras de Andrés Pedreño «Alicante es un sistema muy incipiente y muy nuevo, y eso nos da la capacidad de concentrarnos en algunas ventajas competitivas que nos dan un recorrido. Una de las ventajas que tiene el ecosistema de Alicante es concentrarse en tecnologías que tienen un recorrido de futuro, como la IA, una tecnología que puede explicar hasta la tercera parte del crecimiento económico de los próximos 10 años en todos los países, transforma sectores radicalmente la agricultura, la salud, la educación y es una tecnología que todavía no tiene una alto grado de implantación, eso supone una oportunidad para un gobierno que se lo crea y una población receptiva, la atracción de talento Además Alicante puede poner foco en un cúmulo de tecnologías de propósito general que van a tener un efecto disruptivo importante, además de la IA, la computación cuántica, el IoT, Blockchain y la integración de estas tecnologías, esto puede dar lugar a la generación de startups muy interesantes y hace falta que tengan una masa crítica en Europa, España… y los sitios que sean pioneros pueden tener un cierto liderazgo».

——————————

Algunos proyectos presentados en la sesión y realizados por Fundación Metropoli

Proyecto One-North Singapour

Alfonso explicó el proyecto desarrollado para Singapur One-North, un proyecto iniciado en 2002 por el Gobierno de Singapur que constituye una inversión estratégica a largo plazo para dirigir el desarrollo económico de la ciudad hacia una economía basada en el conocimiento. One-North es hoy un imán que atrae talento internacional y local para llevar a cabo actividades de l+D y tecnoemprendedoras dentro de una comunidad física y socialmente diversa, que trabaja, vive, aprende y se divierte en un mismo lugar. Utilizamos la arquitectura para delimitar el espacio físico y también para delimitar al mezcla de usos, a nivel de urbanismo y de arquitectura para que las personas pudieran colaborar, este punto es importante porque gran parte de las innovaciones hoy día se producen en la intersección entre disciplinas distintas y por eso es tan importante este urbanismo híbrido que permite conectar la arquitectura con el espacio público y que el espacio público sea un elemento de continuidad en las relaciones sociales y personales, One-North está inspirado en la tradición de los centros históricos tradicionales de nuestras ciudades.

Proyecto Ecopark Vietnam

Vergara también compartió con los asistentes el proyecto Ecopark que fundación Metrópoli está desarrollando actualmente en Vietnam. Un proyecto que se ubica a unos 15 km del centro de Hanói que consiste en el desarrollo de una nueva ciudad para dar servicio y acelerar la innovación en las áreas tecnológicas e industriales del entorno.

Sobre Alfonso Vegara

Alfonso Vegara es el fundador y presidente honorario de la Fundación Metropoli, institución internacional de excelencia dedicada a la investigación, diseño e innovación de ciudades y territorios a lo largo del mundo con el objetivo de contribuir globalmente a acelerar el desarrollo económico, la competitividad, la calidad de vida y la sostenibilidad. Doctor en Urbanismo y Ordenación del Territorio y licenciado en Arquitectura, Economía y Sociología. Fue presidente de ISOCARP, la Sociedad Internacional de Planificadores Urbanos y Regionales, que tiene miembros en más de 70 países. Miembro y Patrono de las Becas Eisenhower, y desde 2005 es Cónsul General Honorario de Singapur en Madrid. Sus ideas y proyectos se han difundido a través de más de 30 libros y Conferencias Internacionales en Europa, Estados Unidos, Latinoamérica, Asia, Australia y África. Sus proyectos han sido premiados por las Naciones Unidas, la Unión Europea, el Consejo Europeo de Planificadores Espaciales, Asociaciones de Arquitectos, Asociaciones Empresariales, Ciudades y Gobiernos Nacionales.

Alfonso Vegara, en sus diferentes proyectos integra dos componentes esenciales: inteligencia urbana y tecnología digital. Investigación, diseño y desarrollo de proyectos de gran impacto que configuran un ecosistema de innovación para la transformación positiva de ciudades y territorios.